LA DEGRADACIÓN DEMOCRÁTICA Y ECONÓMICA DE LA EUROPA DE LOS MERCADERES (09.11.2011)

Posted on noviembre 9, 2011

1


DEGRADACIÓN Y MERCADERES

Ignacio Trillo

Hundimiento del euro

Hundimiento del euro

Hemos padecido recientemente en España y Grecia aquello de que una consulta en referéndum al cuerpo electoral no es posible porque los mercados abandonan su calma, como si estuviesen sosegados alguna vez.

En España, ha ocurrido hace un par de meses con motivo de una reforma de la constitución que con nocturnidad y alevosía ha situado al déficit público como el nuevo título transversal introducido en nuestra Carta Magna que sirve en época de crisis para dejar en papel mojado al resto del artículado que tiene que ver con el gasto para el correcto funcionamiento del Estado del Bienestar.

En Grecia, a colación de una consulta a su ciudadanía para saber si estaba dispuesta a sufrir las nuevas y duras medidas que les vienen encima. A España ya se la aplicaron, con sus propios contenidos, también sin referéndum. Además, al país heleno le hacen dimitir al primer ministro a escasa horas de superar una moción de confianza y le obligan a formar un gobierno de transición que llaman de unidad, sin tener que ver con su actual composición parlamentaria, hasta unas forzadas elecciones que tendrán lugar el 19 de febrero, de cara a que las ganen aquellos que la hundieron y engañaron con su manipulada contabilidad pública. Redundando en el caos existente, el que ayudó a maquillar esas falsas cuentas, el italiano Mario Draghi, ha sido nombrado recientemente nuevo director del Banco Central Europeo.

En Italia, la tercera economía de la eurozona, que dijo en su romana era imperial que no pagaba a traidores, está abonando hoy por encima del 7,5% el interés por su deuda pública, con su prima de riesgo por encima de 550 puntos básicos, de sobra para tener que ser rescatada, y con caídas en la bolsa del 4%. Berlusconi dice que dimitirá y habrá elecciones generales. Por el contrario, el Partido Demócrata, la izquierda de allí, no quiere elecciones generales sino la formación de un gobierno técnico. No dice que es porque carece de alternativas a la situación actual y no está dispuesto a sufrir en sus carnes la aplicación de las medidas impopulares que han llevado a la hecatombe a la izquierda en Grecia, España y Portugal. Increíble que no se atreva a plantear alternativas a este desastre. Es el mismo drama actual de toda la izquierda europea.

Mientras tanto, la salvaje política económica neoliberal que se está aplicando en Europa sólo sirve para continuar encendiendo nuevas luces de alarmas. En Francia, la economía se estanca con un crecimiento nulo para este cuatro trimestre. En Alemania, cinco expertos, su Comité de Sabios, entregan a Merkel un informe que indica que el país germano de crecer este año un 3% de su PIB pasará para el 2012 a hacerlo entre un 0,9% a un 0,3%,  debido al hundimiento del resto de Europa. Asimismo, estos sabios plantean que para salvar la situación debería acometerse la emisión de eurobonos para saldar la deuda de los países de la eurozona y situarlos a todos en el mismo nivel del 60% de su PIB. El plazo de la amortización de esa deuda sería de 20 a 25 años. Merkel se pone las manos en la cabeza y lo tilda de colectivista. El bono alemán está hoy en un 1,78%, es decir por debajo de la inflación. Alemania puede morir de éxito hundiendo a Europa para simultáneamente suicidarse.

En todo este galimatías europeo no se habla de política económica, fiscal y energética única en la UE. Ni de medidas para acabar con el fraude fiscal que lo ejercen los que más tienen. Ni de terminar con los paraísos fiscales. Ni hacer frente a los estudiados movimientos especulativos que se realizan a diario y por segundos para sus pingües beneficios desestabilizadores, imponiendo un periodo temporal mínimo de permanencia de las operaciones fiancieras que se lleven a cabo. Ni de la creación de un nuevo estatus para el Banco Central Europeo que le haga ser un agente activo para hacer frente como instrumento de política económica monetaria a los movimientos especulativos del capital financiero sin fronteras y para el desarrollo de políticas de estímulos a la creación de empleo. Y sobre todo, priorizar la puesta en marcha de un modelo económico y de civilización que ponga el acento en la cohesión social de los seres humanos y en la preservación de nuestro medio ambiente, que no es freno sino nuevo yacimiento para la innovacíón y el empleo, la olvidada nuevamente en esta crisis.

Mientras tanto, prosigue la parodia de campaña electoral en España sin hablar, como ocurrió en “el debate” Rubalcaba-Rajoy, de una Europa alternativa a la actual, donde todo nos lo estamos jugando.

Anuncios
Posted in: Solo Blog