A MANOLO BAUTISTA «MANOLETE» (1ª PARTE) 24.05.2019

Posted on mayo 23, 2019

0


A Manolo Bautista “Manolete” (1ª Parte)

Ignacio Trillo

18-01.2011. Manolete, cuatro años después, mostrando su imagen que apareció como portada en el primer número de la nueva edición de Tiojimeno ya en versión digital que salió a la luz al inició del 2007. Fuente; Tiojimeno Digital.

En mi reciente estancia en Jimena he tenido conocimiento del fatal fallecimiento el pasado 14 de marzo del entrañable paisano, Manolo Bautista Reyes, “Manolete”.

Como personaje singular, afable y popular que formó parte durante décadas y de manera inseparable del paisaje de la localidad de la que nunca se marchó, quiero rendirle aquí el homenaje de recuerdo que merece, desarrollando unas pinceladas biográficas enmarcadas sobre todo en el duro contexto histórico y social que transcurrió gran parte de su existencia así como las circunstancias que le rodearon.

Manolete llevó una vida humilde y sencilla aunque nada fácil. Hizo frente a sus limitaciones con buen humor, simpatía y afabilidad, en una era de enormes cambios como la que le tocó vivir.

Nació en Jimena de la Frontera, casi al final de la calle Caminete de Luna conforme se viene del barrio abajo, frontal a su cruce con la calle Cruz del Rincón.

Aconteció un lunes, 23 de agosto de 1948. En una sola habitación y pequeña que hoy sirve de garaje se las tuvo que apañar el matrimonio con sus iniciales descendientes. Dormían en el suelo y era amortiguada su dureza con una capa de rastrojos y hojas secas del maíz.

Año 1965. Acceso al Castillo a través de la calle Caminete de Luna, calle donde nació Manolete, justo enfrente de la puerta que se ve al fondo, correspondiente a la casa de los Condes (de apellido), yéndose a vivir posteriormente a la cercana calle Misericordia. Fuente: Ediciones OBA.

Calle Cruz del Rincón, al fondo su cruce con Calle Caminete de Luna. En lo que hoy es garaje, de las dos que figuran al fondo el de mano derecha, fue el primer habitáculo de la familia de Manolete. Foto: Jimena Información (Juan Carlos Regueira Palmás) y Sebastián Conde Sánchez.

Más tarde, a partir de sus 5 o 6 años se mudó la familia a la aledaña calle Misericordia, ambas calzadas situadas en el entorno del barrio Alto.

Su padre, Diego Bautista García «El Barrunto», para tirar de la familia hacia adelante se dedicaba con un burro a lo que fuera: acarreo de picón, carbón, cepas que extraía del monte y se lo vendía a la fábrica de pipas de la Estación, higos chumbos en verano que vendía en la feria de agosto…

El asno se lo regaló el sacerdote, Manuel Alegre. Fue en el segundo quinquenio de la década de los cincuenta figurando de corredor Jacobo Rovira Núñez, que lo sacó por veinte duros, cien pesetas, al verlo todos los días caminando, penosamente cargado de sacos de carbón o cepas del monte a sus espaldas.

jacobo domando un caballo jimena

Jacobo Rovira Núñez, tratante, corredor y domador de ganadería caballar, que consiguió con el dinero que le proporcionó el cura, Manuel Alegre ,adquirir varios asnos para que le fueran regalados a jinenatos que trabajaban en el monte y tenían que acarrear a sus espaldas la pesada carga de los aprovechamientos, como el carbón o las cepas, que se traían y que luego vendían para sobrevivir. Aquí vemos a Jacobo domando a un caballo en una era. Fuente: Retratos de Jimena, Ediciones Oba.

En tanto la madre, Isabel Reyes Oliver «La Serrana», cuando le dejaban los ocho hijos que tuvo, le echaba una mano a su marido, vendiendo los aprovechamientos que traía del monte, limpiando en la bodega de Antonio Cuenca Cobalea y hasta asistiendo al médico Juan Marina Bocanegra en los partos del barrio Alto.

Las hermanas de Manolete, Antoñona, que hace poco que falleció, Kati, Paca, Mari e Isabel, conforme llegaron a la adolescencia empezaron a limpiar casas. Su hermano mayor, Diego, acabó trabajando de oficial de fontanería en la refinaría de Cepsa en San Roque de la que ya se jubiló. En tanto, su hermano pequeño, Isco, en lo que le fuera saliendo, compatible con sus múltiples achaques y conflictos hasta que se accidentó, pareciéndose a Manolete lo que un huevo a una castaña.

Manolete, era nieto, por parte paterna, de Antonia García Godino, `La Barrunta´, una mujer muy trabajadora, sacrificada y muy dura, que vestía siempre de negro, aunque sus enaguas eran de colores. A pesar del desarrollado Parkinson que padecía y que le hacía temblar todo el cuerpo, manos y cuello principalmente, con arrojo y alto grado de esfuerzos contribuyó a sacar adelante a su numerosa prole de hijos y nietos.

Me viene aquí a la memoria la imagen de la anciana señora que, a pesar de su avanzada edad y enfermedad, caminaba por el borde de la carretera hasta llegar al pueblo procedente de Marchenilla, donde trabajaba en tareas doméstica en la finca «El Coto», titular del señorito sevillano y gran hacendista del municipio, estuvo en posesión de 43 fincas, José Luis Robledo Crespo, que tenía como esposa a la señora Natalia.

Casi enfrente de la barriada de Marchenilla se halla la casa de la finca «El Coto» que fue de José Luis Robledo Crespo, hoy destinado el inmueble a turismo rural, donde, Antonia, abuela de Manolete, trabajaba en lo que le mandaran. Fuente: Google.

Con un calor insoportable que se aliviaba con un velo y toquita negra, la veía en verano con una capacha hecha de esparto cargada en su cabeza que sujetaba con la mano izquierda, mientras en su temblorosa mano derecha llevaba una artesanal cesta hecha de alambres donde portaba huevos para la familia o para venderlos.

A falta de disponer de una foto de Antonia «La Barrunta», la abuela de Manolete, esta otra vecina de la Estación de los Ángeles me trae el recuerdo de aquella sacrificada señora cuando iba cargada, a la que había que añadir adicionalmente su padecimiento de Parkinson.

Un nieto de Antonia me asegura que su abuela trabajó también en la casa de los March, antes de los Larios, situada en San Martín del Tesorillo, por lo que pudiera tratarse de `La Casita de Campo´.

La `Casita de Campo´ vista desde calle San Pablo de San Martín del Tesorillo, donde posiblemente trabajó también en tareas domésticas Antonia, la abuela de Manolete. Foto: Isabel Ortega Ortega.

El marido de Antonia y abuelo de Manolete, de nombre, Diego Bautista Godino, del que heredó la familia el apodo «barrunto», cuando sobrevino su fallecimiento ya no hacía vida marital con Antonia por desavenencia conyugal. Murió en el barranco de basura que estuvo situado a pie del barrio Alto, mientras dormía de noche a cielo abierto, como ya era habitual en él, al igual que en las gélidas madrugadas del intenso frío de invierno en que se cubría parte del cuerpo con estiércol porque le proporcionaba calor de cara a soportar la intemperie.

En cuanto al abuelo y abuela de Manolete por parte materna, ambos fueron fusilados con motivo de la sublevación militar de 1936, así como el hijo mayor del matrimonio y varios hermanos de la abuela paterna. La represión franquista se cebó también y de forma bárbara contra esta familia cuyos horribles detalles relataré en la segunda parte de esta historia.

CONCEPTOS: MORRONGO, SERRANO Y BARRUNTO

Manolete, en ese puzzle migratorio de mestizaje con que se fue conformando Jimena y su entorno, con distintas repoblaciones de gentes de procedencia geográfica diversa, desciende de una amplia saga que tras su llegada a la localidad los antepasados del pueblo bautizaron como «Los Morrongos», terminología que va asociado a una cierta exclusión social y cuyo vocablo forma parte exclusivo del acervo jimenato. También aparecen en muchos de este linaje el término, «Serranos», por procedencia geográfica, y como apodo familiar del apellido Bautista, «Barrunto».

Paso a desarrollar más concretamente el posible significado de estas expresiones tan familiares de Jimena.

La acepción local de «Serranos» es referida a humildes nómadas de migraciones limitadas interiores, la mayoría procedentes de la Serranía de Ronda, que, posiblemente bien a finales del siglo XIX o principios del XX, se afincaron en Jimena. Se sitúa sus puntos de partida en la vertiente de la subcomarca del Guadiaro, entre las localidades de Arriate y Jimera de Líbar.

A su llegada al pueblo, se establecieron en los alrededores del Castillo -calles Misericordia, calle Alta y calle Granadillo principalmente- donde más casas abandonadas había, a pesar de que en su día representó el primer asentamiento humano de la localidad allende las murallas del Castillo.

Recuérdese que en esta zona estuvo el primitivo ayuntamiento, la cárcel y el juzgado, por tanto de titularidad comunal que acabó siendo, con la despreocupación de los ayuntamientos que se sucedieron, de nadie, hasta que algunos espabilados, no precisamente «los morrongos» y en fechas no tan lejanas, conforme iban siendo desalojadas por el estado ruinoso que presentaban, las fueron vendiendo sin contratos ni escrituras hasta ser ulteriormente, tras sucesivas transmisiones en operaciones de compra-venta realizadas verbalmente, inscritas en el registro de la propiedad como pertenecientes a particulares.

Ello no significa que cuantos se establecieron en Jimena procedentes de la Serranía de Ronda, que a la vez fue repoblada de castellanos en distintas épocas, también tuvieran el apelativo de «morrongo» o «serrano».

En este sentido no le fue aplicado a los apellidos jimenatos: Fernández (los aceiteros), Garzón (cuñado de Pedro Núñez), Rodríguez (secretario del juzgado) o Conde (en sus dos ramas, el talabartero que vivió en calle Romo o los carpinteros que habitaron en Caminete de Luna), vieran en el barrio Alto o en el barrio Abajo, lo que pone a la luz que también este apelativo conllevaba una cierta carga social.

Año 1960. El barrio Alto en dirección al Castillo, por donde transcurrió desde la infancia, calle arriba, calle abajo, gran parte de las vivencias de Manolete. Fuente: Retratos de Jimena. Ediciones OBA.

Estas criaturas que eran muy currantes fueron etiquetadas por la población autóctona como «morrongos» por la pobreza que portaban y normalmente por su carencia de aseo. Estuvieron dedicados durante generaciones al aprovechamiento de los montes, destacando el carboneo y piconeo principalmente, y en cuya epidermis quedaron marcadas las huellas del sol y del fuego.

Nada que ver con la etnia gitana, más dedicada a intermediar, como corredores, tratantes del ganado o venta ambulante, que ya estaba establecida en la localidad y que tiene otros orígenes, así como pautas culturales de comportamientos bien diferentes, aunque también con jerarquía social prevalentes entre ellos. Un claro ejemplo lo significaban los que portaban el apellido Reyes con respecto a los Rovira.

Pero sí tenían en común en cuanto a parecidos físicos y otros elementos como las relaciones sociales de cierta distancia que guardaban entonces con la mayor parte de la población del pueblo a los que llamaban `payos´.

Con el tiempo, familias de ambos linajes, gitanos y «morrongos», acabaron «juntándose», como en la actualidad, en la sociedad moderna que nos toca vivir, en su mayoría integrados plena y socialmente a la vez que casados con otros que se autoproclamaban «cristianos», por tanto dando por finalizado la endogamia que durante tanto tiempo caracterizó a estas estirpes así como su marginación y separación social con el resto de la población.

De esta forma, los tabúes, prejuicios sociales y barreras entre capas sociales con el tiempo fueron cayendo, incluso hasta esa mala relación que siempre se habló, y que por cierto existía, entre la etnia gitana y la Guardia Civil.

Ahí está, como avanzado en el tiempo, el caso del vecino domiciliado en la calle Consuelo, Vicente Reyes Reyes, que de arriero de Andrés Jiménez Pajares (“Andrés Gutiérrez”), industrial dedicado al negocio del carbón, pasó al principio de la década de los cincuenta a Guardia Civil, para, una década después, colgar el verde uniforme para irse con su otro compañero del Cuerpo y también jimenato, Juan León Espinosa, a trabajar a Alemania donde se ganaba mayor salario. Y es que la pela fue siempre la pela, para gitanos como para payos, en Cataluña como en Jimena.

Manolete, en plan 112 de emergencias velando por la seguridad del pueblo, dando publicidad a los números de teléfonos de la Policía Local y de la Guardia Civil. Foto: Andrés Rebolledo Barreno.

Pues bien, Manolete era una síntesis de estas calificaciones, al contener el apellido, Bautista, que porta el apodo `Barrunto´; Reyes, procedente de la etnia gitana; y con antecedentes de origen familiar, «serrano» y «morrongo».

La asociación de `morrongo´ a estos pobladores en similitud a los felinos, definición que recoge la Real Academia de la Lengua Española (RAE), pudiera hallar explicación a que este animal de callejero trasiego, diferente como asilvestrado al doméstico, pululaba por los alrededores del Castillo y por sus cercanas casas que se hallaban en estado ruinosas, generando una población animal descontrolada, optando durante gran parte del año por refugiarse, buscando calor donde existiera u oliera al combustible fósil, quedando tiznado del negro tizón y presentando un estado desaliñado, al igual que respondía la estética presencial de aquellos seres humanos dedicados toda su vida en el monte y a estar en contacto con este duro oficio del piconeo en su elaboración, manipulación y posterior venta, y cuando en Jimena no había ni agua corriente ni cuartos de aseos en los domicilios.

El primer cuarto de baño apareció en una casa en Jimena al inicio de 1936 y fue la del médico, Guillermo Durán Ortega, en calle Sevilla número 68.

El caso es que durante un tiempo, en la subcultura dominante y producto de nuestro anterior subdesarrollo que generaba tantos prejuicios, se alimentó de forma generalizada en la población local una cierta prevención y hasta xenofobia hacia estas familias a las que se llamaron `morrongas´, que por sus orígenes tan humildes lindaban entre la exclusión y la marginación con respecto a los demás habitantes del pueblo, independientemente de su estatus social.

Recuerdo la tarde de la década de los cincuenta del siglo pasado, siendo muy pequeño y regresando a Jimena una tarde veraniega de domingo con mi familia tras haberlo pasado en la playa de Chullera (Manilva), desértica entonces de bañistas, pioneros en el pueblo por tanto de esa actividad ociosa que bien pronto se extendió, cuando una mujer mayor de clase media-baja de la localidad se le acercó a mi madre y le preguntó qué de dónde veníamos.

Al narrarle mi progenitora que de bañarnos en el mar y de tomar el sol porque la piel morena se estaba poniendo de moda, la tradicional señora con las manos a la cabeza, como si de un horror se tratara, no encontró explicación, suspirando con extrañeza para comentarle en voz alta sin cortarse: «lo que tengo que oír, doña Isabel…viajar a un sitio para pasar calor, sudar y encima ponerse la cara ennegrecida como los morrongos…».

Hoy en día, el paso del tiempo, el avance cultural de la sociedad y la cohesión social, han hecho desaparecer prácticamente en las nuevas generaciones surgidas esas milongas así como la asociación de los herederos de aquellos `morrongos´ a familias desestructuradas instaladas en la marginalidad, demostrando asimismo por parte de la estirpe que así fue bautizada los enormes esfuerzos realizados para superar obstáculos y recelos, porque no había ninguna vocación innata para su no integración en lo laboral, en lo comunitario y en las demás esferas de la actual sociedad contemporánea, tal y como hoy fácilmente se puede comprobar que con fortuna se ha producido.

Año 1980. Feria de agosto. Algunos jimenatos de la peña «Los Morrongos del Castillo». Foto: Carmen Troncoso López.

Año 1980. Caseta de la feria de agosto de la peña local «Los Morrongos del Castillo». Foto: Carmen Troncoso López.

Año 1980. Bautizo civil con vino fino realizado por el carpintero y concejal del Ayuntamiento de Jimena, Práxedes Gómez García, al maestro de enseñanza y alcalde de la localidad, José Carracao Gutiérrez, en la peña «Los Morrongos del Castillo» durante la feria de agosto acompañado como testigos de algunos de sus miembros. Foto: Andrés Macías Sánchez.

Es más. A finales de los años setenta del siglo pasado se constituyó en el pueblo, fundamentalmente por varones de clase media y alta del barrio abajo y de la Estación, una peña que se denominó «Los Morrongos del Castillo», destinada a la diversión y al cachondeo que contribuyó a desmitificar definitivamente lo que esa denominación significó en el pasado de peyorativo o de marginalidad.

La propia estirpe familiar por aquel tiempo ya asumió como propia esa denominación de `morrongo´, que llegaba, insisto, a ser diferente a un apodo. Hubo alguna madre de esta saga que al tener un descendiente, según me cuentan, le decía en tono de ternura: «¡ay, mi morronguillo!», en referencia asociada a los gatos pequeños que se movían por aquel entorno.

Llevar un sobrenombre de apodo, en este caso «barrunto», es muy habitual desde tiempos ha en Jimena. En muchas ocasiones incluso llega a ocultar la propia identidad de sus habitantes que son conocidos exclusivamente por el apodo.

Aquí, el origen «barrunto» está originado porque el abuelo paterno de Manolete estaba todos los días prediciendo el tiempo por lo que le atribuyeron la primera persona de ese verbo tan de uso local en Jimena -barruntar- ligado a la intuición de adelantar lo que va a sobrevenir por la observancia de un fenómeno, bien meteorológico, de comportamiento de animales, de la flora… que se presenta de forma reiterativa antes que suceda el hecho que se pronostica.

En esta línea, había un dicho local que se recalcaba con frecuencia por los mayores: «Ya están los pajarracos revoloteando en el cielo barruntando que va a llover».

Los pajarracos (buitres leonados) revoloteando sobre el cielo de Jimena quizás barruntando agua, como decían «los antiguos». Fotocomposición propia.

Igualmente, otra muestra de aceptación como propia por parte de la saga aludida de la etiqueta «morrongo´, es su uso en algunas letras de coplillas que componía el poeta por antonomasia de estas familias, con el mérito adicional de ser analfabeto, memorizándolas en su composición, Pedro Reyes Oliver`Serrano´, tío de Manolete y hermano de su madre, vecino de calle Alta, prolongación de la calle Caminete de Luna, que fue autor de numerosas letras de canciones que gran parte del pueblo coreó y que hacían referencia a episodios puntuales o extraordinarios que sucedían en la localidad y que rompían la monotonía de la cotidianidad, como ocurrió a lo largo del rodaje de la película, «Los Tres etc… del Coronel».

Estas coplillas tal vez sean de inspiración carnavalesca que tanto auge tuvieron en los años veinte y treinta del pasado siglo en Jimena hasta que, a finales de septiembre de 1936, con la entrada de las tropas sublevadas en la localidad fue prohibida tan satírica fiesta así como los disfraces que se acompañaban.

A partir de entonces, fue considerada por los vencedoras como endemoniada festividad pagana que por su chabacanería y hasta obscenidad en sus contenidos tenían que ser proscritas, por ser atentatorias al buen honor que presidían los actos de las personas de orden, así como en aras a la seguridad, la salvaguarda de los bienes particulares y la paz social que debía reinar en la localidad en cuanto el anonimato de los disfraces pudiera aprovecharse para realizar actos delictivos.

Año 1979. Pedro Reyes «El Serrano», nacido en Jimena en el año 1926, poeta autodidacta y tío de Manolo Manolete, hermano de su madre. Marchó del pueblo a Liria (Valencia) en el año 1971 porque se encontraban trabajando algunos de sus hijos, pero ya inválido y de pensionista por un accidente sufrido en una obra en el entorno local cuando trabajaba en la empresa, «Entrecanales y Távora» y le cayó una piedra en la cabeza que le paralizó parte del cuerpo y lo dejó inútil a efectos laborales. Autor de la canción, entre otras muchas, de, «La Vaca y el Puente de Hierro». Foto: Manuel Reyes Fernández, su nieto.

Pedro Reyes «Serrano» incluyó el término «morronguillo» en un famoso villancico, con sátira de raíces carnavalesca cuando el franquismo ya lo tenía prohibido, con motivo del vacuno que murió de un colapso cerca de la Estación de los Ángeles junto al puente de hierro, donde las vías del tren salvan por encima el cauce del río Hozgarganta.

Por cierto, veintiún años antes, septiembre de 1936, esta plataforma, entonces de madera, había sufrido  un atentado al hacerle explotar en su base una bomba por el que quedó medio colgando, en evitación de que las tropas militares sublevadas procedentes de Algeciras pudieran llegar a Jimena por ferrocarril para tomarla.

Fueron precisamente ingenieros alemanes pertenecientes al ejército del Tercer Reich de Adolfo Hitler quienes, hospedados en el convento de la Reina de Los Ángeles, lo restauraron ya con nuevos materiales férreos.

Buitres alrededor de una vaca muerta dispuestos a devorarla. Fuente: Google.

Ese bovino acabó siendo pasto de los buitres: «¡Ay qué mala suerte que `habemos tenio´/ que antes que `lleguemos´ nosotros/ los pajarracos se `lan comio´!», que se adelantaron a que su aprovechamiento fuera con destino a los estómagos hambrientos de aquellos jimenatos que aún soportaban fuerte déficit alimenticio de todo, no hablemos de los prohibitivos, por su precio y escasez, productos de carne de ternera que entonces era más que un lujo su consumo.

Letra de la canción del episodio sobre la vaca y el puente de hierro de Pedro Reyes «Serrano». Fuente: Ricardo Gómez. 

La cancioncilla empieza por: «El día once del mes que `estemos´ (diciembre del año 1957)/ la calle Alta se `alevantó´ / por una vaca en el puente de hierro/ que de un colapso se mató…», en lo que viene a continuación, a lo que iba, el autor de la letra se refiere a Diego, hermano mayor de Manolete, como: «barruntito el chico», y a la tía de éste, hermana de su madre, como: «Ana `La Serrana´».

Año 1955. Cochino flotando junto al motor de la La Tosca. Fotocomposición con imagen de Sprint.

Y es que en Jimena el hambre, que venía agudizado sobre todo desde la guerra civil, no había acabado. Así, meses antes de este episodio de la vaca, mitad de los años cincuenta, un cochino bien cebado se ahogó en el tramo del río Hozgarganta junto a la Tosca, donde yace la caseta con el motor.

Enterado el núcleo de población del barrio Alto, en un santiamén se plantó en el lugar y se echó al agua para su captura no tardando en cocinarlo y comérselo en sus casas.

Llegado al lugar del percance la Guardia Civil, acompañado del veterinario del pueblo, Isidoro Sánchez, para analizar la causa de la muerte del porcino, extrañados, no hallaron rastro alguno.

Puesto en alerta por uno que pasaba por allí, les comunicó que los barruntos se habían adelantados y se lo habían llevado. Los uniformados se presentaron de inmediato en los domicilios de los posibles autores pero solo hallaron restos de comida que requisaron de cara a ser sanitariamente analizados por si podían contener huellas de que el animal pudiera haber muerto por enfermedad y contagiara a los imprevistos comensales.

Sobre estas coplillas de Pedro «Serrano», su autoría también fue atribuida a Gregorio Oliver Caballero «El Bujeo», pero este jimenato de mayor edad a lo que en realidad se dedicó con anterioridad fue a componer letras y canciones para las comparsas de los Carnavales hasta que en el otoño de 1936 fue prohibida por las nuevas autoridades de la Dictadura. Eso no sería óbice para que pasado el tiempo a ambos se les vieran en algún que otro bar del pueblo cantando al unísono las nuevas coplillas de «Serrano».

Año 1915. Gregorio Oliver Caballero «El Bujeo», gran amigo de Pedro «El Serrano» y autor de letras de carnavales antes de 1936. Foto; Retratos de Jimena. Ediciones OBA.

No he llegado a confirmar si el grupo de comparsa que se hizo famoso en Jimena en la primera mitad de la década de los años veinte y que llevaba como nombre «Somos los morrongos», en el que participaba entre otros, Sebastián Jiménez Herrera, padre de «Currini», e iban actuando por las calles disfrazados de gatos -de nuevo aparece aquí el felino asociado al término «morrongo»- cantaba letras de «El Bujeo».

Pero parece que esto de los gatos y el carnaval, no así el término «morrongo» genuino de Jimena, llega hasta nuestros días cuando quedó semifinalista, en el Carnaval de Cádiz del año 2013, la comparsa, «Los gatos callejeros», y donde la sátira esta vez en pasodobles hacía mención a lo que en la basura donde pululan estos animales sin dueños había que echar lo que no gustaba de la actualidad.

(Continúa: A MANOLO BAUTISTA “MANOLETE” (2ª PARTE)  20.06.2019:  ignaciotrillo.wordpress.com/2019/06/20/37692/ )

Fuentes escritas consultadas:

“Manolete recién `afeitao´ ”. Diario digital TioJimeno. 03-10-2009.

“Guillermo Ruiz gana en la encuesta TJD”.  Diario digital Tiojimeno. 11.06.2011.

“Hoy hace, exactamente, 9 años que publicamos la primera entrada en Tiojimeno Digital». Ricardo Gómez. 18.01.2011.

«Mi amigo «Manolo». Diario digital Tiojimeno. «Guzman el Bueno». 25.01.2010.

«Informe sobre las fosas comunes de la represión franquista en la provincia de Cádiz.  El caso de Jimena de la Frontera». Junta de Andalucía. 2007 y 2008-2009.

«La guerra de mi padre». Leopoldo Moreno Barranco. 2016.

«Y Jimena se vistió de luto». José Manuel Algarbani Rodríguez. Diputación de Cádiz. Año 2011.

Testimonios orales entrevistados:

José Manuel Algarbani Rodríguez, Manuel Barranco Benitez, Diego Bautista García, Diego Bautista Reyes, Pascual Collado Sarabia, Sebastián Conde Sánchez, Juan Manuel Contreras Benítez, Andrés Godino Sánchez «Pichán», Ricardo Gómez Liñán, Francisco Gutiérrez Ordóñez, Isidoro Herrera Gallardo, Francisco Jiménez Jiménez «Currini», Juan León Espinosa, Leopoldo Moreno Barranco, José María Moreno Vega, Antonio Orellana Plata, Juan Parra Barranco, José Quirós Sánchez de Medina, Andrés Rebolledo Barreno, José Regueira Ramos, Rubén Reyes Cortés, Manuel Reyes Pérez, Pere Reyes Pérez, Miguel Reyes Reyes, Diego Rocha Sánchez, Enrique Rojas Reyes, Jacobo Rovira Núñez, y Ana Sarrias Cuenca. 

Canción:

«El día 11» (`La Vaca y el Tren de Hierro´) Fuente: TíoJimeno y Ricardo Gómez. 

Cantada por el autor, Pedro Reyes «El Serrano»: http://www.tiojimeno.es/2010/10/tjd-radio-el-dia-11-version-de-isabel.html?m=1&fbclid=IwAR1jgQCkm0T68HJUe5A8Vr9idrjcxkXnMtnlLskCUNmOSiNXzSAfnpIiAo8

Versión de María «La Telén»: http://www.tiojimeno.es/2010/10/tjd-radio-el-dia-11-version-de-pedro-el.html?m=1&fbclid=IwAR3tmHK1KZwgtImL_BB4Mj7iauwVcvxRi2GX7SE2-gbS0KtychEl03MOj6U

ANEXO Iº: OTRAS ENTRADAS DE ESTE BLOG RELACIONADAS CON EL MUNICIPIO DE JIMENA DE LA FRONTERA.

A) LA COTIDIANIDAD Y LOS HITOS MÁS SIGNIFICATIVOS TRANSCURRIDOS EN JIMENA A LO LARGO DEL SIGLO XX.

MI CHARLA CON DIEGO ROCHA (Y IIª PARTE) (30.11.2018) Continuando esa entrevista, seguidamente me centro en la historia del padre de Diego que por haber sido corresponsal del periódico «Ahora» durante la IIª República estuvo a punto de costarle la vida:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/11/30/36206/

MI CHARLA CON DIEGO ROCHA (1ª parte) (13.11.2018) En el verano del 2018 en una de mis estancias en Jimena me senté con el vecino Diego Rocha Sánchez a conversar y dio mucho de si. De ahí que me viera obligado para reflejar su contenido a dedicarle dos entradas; esta primera sobre su biografía como futbolista, emigrante, policía local…:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/11/13/36089/ 

SOBRE LA GRIPE DE 1918 EN JIMENA (10.05.2018) El año 1918 ha quedado grabado en los anales de la historia como el fin de la Primera Guerra Mundial. No tanto como el año fatídico en que tuvo lugar la mayor pandemia mortal de la historia moderna y contemporánea y donde Jimena ni Tesorillo se salvaron de su tremenda afección mortal:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/05/10/34917/

LA GUERRA DE SIDI IFNI Y JIMENA (02.05.2018) Entre 1.957 y 1.958, el régimen de Franco, ocultándolo y sin declaración de guerra alguna, estuvo en conflicto con el Reino de Marruecos por la continuidad española de sus posesiones coloniales en el África Occidental. Jimena también contribuyó con algunos de sus hijos a ese conflicto:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/05/02/34839/

PERSONAJES ENTRAÑABLES DE AQUELLA JIMENA: PAQUIRO (08.04.2018) La vida de un esforzado transportista muy particular en su personalidad que se ganaba la vida llevando como carga sobre sus manos y espaldas cuanto hiciera falta y lo mismo sustituía un taxis que un burro:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/04/08/34738/

JIMENA CERRADA (2): LOS INCENDIOS FORESTALES (19.03.2018) Corresponde esta entrada a las reacciones que se producían en pueblo porque había surgido un gran incendio en la sierra. También en esta ocasión se clausuraban temporalmente los negocios y se encerraba la población en sus casas. Si era de noche, se apagaban las luces para dar la sensación de que no había nadie en sus interiores:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/03/18/34571/

JIMENA CERRADA (1): EL FISCO (12.03.2018) La llegada a la localidad procedente de Cádiz del fisco -la administración fiscal, lo que ahora es la Agencia Tributaria- originaba el cierre de las puertas de las casas, temerosa su población bajo una economía sumergida de supervivencia, ser objeto de su inspección:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/03/12/34551/

CHOQUE DE TRENES EN JIMENA (27.02.2018) A través de un accidente de tren sucedido en el año 1941 a la salida de la estación de San Pablo en dirección al municipio de Gaucín, se va poniendo al descubierto en aquel periodo de posguerra, la fuerte presencia militar y de presos republicanos que había en el municipio, así como las relaciones de pareja que empezaban a tener con las nativas de la localidad:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/02/26/34286/

EL BAILE EN “LOS TRES SALTOS” DE JIMENA (15.06.2017)  En la última década de los años cincuenta e inicios de la década de los sesenta del pasado siglo hubo un salón de baile que marcó a una generación. Cómo se divertían, la música de entonces, lo que se bebían:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/06/15/31855/

LA JINCALETA EN LA FINAL DE MADRID (09.06.2017) Sucedió a finales del año 1956. Jimena como única representante de Andalucía compitió con su baile de origen local, la Jincaleta, en la final de los Coros y Danzas de la Sección Femenina que se celebró en Madrid. Las peripecias que acontecieron:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/06/09/31809/

LA CASA DEL JUZGADO DE JIMENA (01.05.2017) Destacaba una gran mansión que existe frente a la casa donde nací. Me adentro aquí para recorrer lo que no se supo de las biografías familiares que la habitaron y el origen histórico de este noble inmueble:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/05/01/31675/

LA CALLE Y CASA DE JIMENA DONDE NACÍ (26.03.2016) La calle San Sebastián de aquel tiempo. Cómo eran las tiendas donde comprábamos y cómo nos la arreglábamos cuando las cocinas aran de leña, no existía la calefacción, el agua no corría por las casas, no había ni lavadoras ni tampoco frigoríficos:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/03/25/31449/

“LAS PLAYAS” DEL MUNICIPIO DE JIMENA (16.03.2017) Cómo eran de primitivas las playas adonde los primeros jimenatos nos desplazábamos para bañarnos. Las odiseas de esos primeros viajes. Cuál era el paisaje físico y humano que ofrecía aquel litoral:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/03/13/31303/

COCHES Y CARRETERAS DE AQUELLA JIMENA (06.03.2017) Un recorrido de época sobre los primeros coches que llegaron al mercado, cómo se conducían, qué reacción provocaba entre la población y como eran las infernales carreteras por donde transitaban:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/03/06/31255/

LA MUERTE DE LOS PAPAS DE ROMA DESDE JIMENA (25.02.2017) Al igual que pudo suceder en cualquier otro punto del medio rural en aquella España tan profunda y de tan obligada religiosidad oficial, relato aquí desde el prisma de la infancia cómo se vivió en el pueblo que me vio nacer la muerte en tan solo cinco años de dos Pontífices del Vaticano, Pío XII y Juan XXIII:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/02/25/31152/

EL CUENTO DE LA CIGÜEÑA Y LA REPRODUCCIÓN (17.02.2017) La historia de una infancia donde la escuela para la enseñanza de la hechos mas elementales, considerados por la moralina estrecha imperante como delicados y no aptos para menores, se aprendían en la calle a través del contacto directo de los amigos, tales como de donde venían los recién nacidos y como las parejas engendraban a sus descendientes:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/02/17/31102/

UN JIMENATO EN LA FERIA DE TESORILLO (15.02.2017): Un recorrido por las relaciones entre personas de distinto sexo acontecido a lo largo de una gran parte del siglo XX, tomando como hilo argumental de la narrativa la historia real sobre los avatares que le acontecen a un jimenato que fue a ligar a la feria del Corpus de la entonces pedanía y hoy entidad local autónoma, San Martín del Tesorillo:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/02/15/30992/

LOS ÁNGELES Y JIMENA CON LA FAMILIA LASTRES (05.02.2017): Pasado más de medio siglo, un recorrido por la Jimena y su Estación de tren de los Ángeles acompañado de una familia de octogenarios que así la vivieron en su tiempo de juventud y que tras marcharse del municipio han viajado de nuevo para volverla a recordar:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/02/05/30708/

BARBERÍAS Y PELUQUERÍAS DE JIMENA (27.01.2017): La sociología que envolvía a la clientela, tertulias y prensa que se leía en aquellas barberías de la década de los cincuenta y principios de los sesenta del siglo pasado, así como lo que significó la irrupción en el pueblo de las peluquerías para señoras:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/01/25/30573/

LA GRAN NEVADA DE 1954 EN JIMENA (20.01.2017):  (El 3 de febrero de 1954) Jimena de la Frontera amaneció como nunca, con una inmensa nevada que casi todo lo cubría. Y en este caso desconocido y que no se ha vuelto a reproducir, narro cual fue la reacción de sus habitantes hasta que primero se heló y luego se derritió:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/01/19/30456/

LA DIVISIÓN AZUL EN JIMENA (09.01.2017): El relato de esta aventura del franquismo en apoyo a Adolfo Hitler, adonde llegaron dos jimenatos que atravesaron sinsabores múltiples por las penurias que padecieron:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/01/08/30335/

LOS ORÍGENES DEL FÚTBOL EN JIMENA (21.12.2016): La historia de la creación del club deportivo Jimena de fútbol asi como sus antecedentes, reconstruido a través de unos recortes familiares que casualmente hallé: https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/12/19/30130/

LA TELEVISIÓN LLEGÓ A JIMENA A TRAVÉS DE SAN PABLO (21.10.2016): Las peripecias que ocurrieron cuando aparecieron los primeros televisores y cómo contribuyó a cambiar ciertas pautas del comportamiento de las gentes del pueblo:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/10/19/29752/

LA NOVENA QUE VIVÍ (01.09.2016): Cómo fueron a lo largo de mi infancia los nueve días dedicados a la patrona de la localidad, la Reina de los Ángeles, en la barriada que lleva su nombre y estación de tren, culminada el fin de semana de la primera semana de septiembre:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/09/01/29468/

TRAGEDIA TAURINA EN ALCALÁ LA REAL (26.08.2016): En el jienense pueblo de Alcalá La Real, cuatro años antes de que se hundiera la plaza de toros de Jimena de la Frontera, también había ocurrido un episodio de similares características:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/08/26/29375/

DESGRACIA TAURINA EN JIMENA (17.08.2016): El hundimiento de la plaza de toros de Jimena acontecido el 17 de agosto de 1961, donde hubo cinco muertos y cientos de heridos, entre ellas la hija del Primer Ministro de Reino Unido:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/08/17/29346/

EL PREGÓN A JIMENA QUE NO FUE (01.06.2016): En el año 2003 el ayuntamiento me nombró pregonero de aquella feria de Agosto. Cuando subí al escenario, me olvidé del guión que llevaba escrito para entregarme a las historias de mi infancia y adolescencia que me inspiraban los vecinos presentes. Ahora, localizado el texto que llevada redactado porque se me extravió, lo hago público :  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/05/29/28784/

EL CINE DE VERANO EN JIMENA (13.05.2016): Recorrido por lo que fue esta sala cinematográfica en la temporada veraniega y calurosa:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/05/13/28738/

EL CINE CAPITOL (25.04.2016): Radiografía sobre la sala cinematográfica y espectadores de invierno en Jimena:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/04/25/28693/

BARES DEL MUNICIPIO DE JIMENA (04.04.2016): Descripción sobre bares y clientes que lo visitaban para beber, tapear y charlar:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/04/04/28375/

LA GASTRONOMÍA JIMENATA QUE FUE (03.03.2016): Un recorrido por los platos tradicionales, con el recetario de sus ingredientes y su evolución hasta hoy:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/03/03/28125/

ENTRAÑABLE AURELIO (19.02.2016) De la mano del taxista de Jimena recorriendo aquellas carreteras, paisajes y paisanajes de mi infancia en los coches de la época:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/02/19/27623/

LA MIRADA A LA GUERRA DESDE LA NIÑEZ (01.12.201): Cómo viví desde chico la Guerra Fría que se desarrollaba, como el accidente de bombas atómica caídas en Palomares, el bloqueo a Cuba por el despliegue de los misiles soviéticos o la carrera espacial:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2015/12/01/26981/

TOROS EN LA JIMENA DE 1957 (16.09.2015):  Crónica de una historia local que recupero limpiando bolsas de recortes de prensa y apuntes manuscritos del pasado:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2015/09/15/26318/

CÓMO ÉRAMOS: ADOLESCENCIA, SCOUT Y MÚSICA (01.11.2012) Contiene las relaciones y vivencias de aquellos jóvenes y la música que oíamos de Radio Gibraltar así como los discos de vinilo que nos llegaban desde El Peñón:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2012/11/01/12928/

HACIA EL IIº REENCUENTRO DE LOS CLUBES DE JIMENA (18.04.2015): Tal como somos, medio siglo después de aquella adolescencia:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2015/04/17/25415/

CUANDO DE NIÑO ME FUI DE CINE  (02.10.2012): Un apunte biográfico de mi infancia con la actriz sueca, Anita Ekberg, el español Fernando Fernán Gómez y el italiano, Vittorio de Sica:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2012/10/02/11624/

CÓMO LLEGÓ LA IIª REPÚBLICA Y SU PRIMER ALCALDE A MI PUEBLO (13.04.2014) La sencilla historia sobre cómo se enteraron radiofónicamente de la llegada de este acontecimiento histórico:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2014/04/13/22541/

LA HISTORIA DEL DOCTOR MONTERO (13.09.2014): Una sacrificada y sufrida biografía la del médico de mi pueblo comprometido con la causa de la democracia y la IIª República:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2014/09/13/23993/

CRISIS Y EMIGRACIÓN EN EL MEDIO RURAL (24.02. 2015): Cómo fue y las secuelas dejadas por la emigración de la décda de los sesenta del pasado siglo:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2015/02/24/25187/

MI PESADILLA CON WERT (18.03.2012): El relato a través del sueño sobre el modelo de enseñanza bajo el franquismo y que al parecer tenemos que volver con la LOMCE:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2012/03/18/6032/

GIBRALTAR, ESA GRAN COARTADA DE RAJOY (12.08.2013): No solo le sirvió el estribillo, “Gibraltar español”, a Franco para desviar las tensiones contra su Régimen, sino que también lo ha empleado Rajoy para tapar su corrupción:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2013/08/12/18762/

B) LA MEDICINA Y LA SANIDAD DE JIMENA A LO LARGO DEL SIGLO XX.

EL POLIFACÉTICO, ANTONIO MATA GÓMEZ, FARMACEÚTICO (04.02.2019) Permaneció en la localidad de boticario desde 1952 hasta 1960. Flamencólogo, futbolista y árbitro, dinamizó la vida local:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2019/02/04/36972/

EL EXILIO DEL DOCTOR ORTEGA Y EL RETORNO DE DOÑA PURA (3ª PARTE) (08.02.2018) En esta tercera y última parte de la biografía, se relata la traza del facultativo en el exilio hasta que acontece su fallecimiento en Caracas; acompañado siempre de la historia que paralelamente fue acaeciendo a su entorno familiar:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/02/08/34163/

EL DOCTOR ORTEGA DURÁN Y LA GUERRA CIVIL (2ª PARTE) (29.01.2018) Los hechos más significativos que le sobrevinieron a este médico de Jimena durante la contienda bélica, desde que tuvo lugar su inicio, 18 de julio, hasta el final, 1 de abril de 1939 con su salida por la frontera de Port Bou al exilio, primero a Francia:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/01/29/34056

LA BIOGRAFÍA DEL MÉDICO DE JIMENA, GUILLERMO ORTEGA DURÁN (22.01.2018): Los antecedentes familiares y los acontecimientos vividos por el médico, Guillermo Ortega Durán -originario del malagueño pueblo de Montejaque que ejerció de facultativo en el gaditano municipio de Jimena de la Frontera- que sucedieron desde su nacimiento hasta que estalla el alzamiento militar el 18 de julio de 1936:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/01/20/33940/

EL PRACTICANTE REPUBLICANO DE JIMENA, JUAN ARJONA GIL (23.08.2017): La aventurada vida de un autodidacta que empezando por barbero fue el practicante y dentista en Jimena hasta verse por su condición de cenetista y masón teniendo que huir de España para conocer otras miserias en el Túnez del norte de África como fue el campo de concentración donde fue recluido y colateralmente otra guerra, esta vez mundial, hasta marchar a Venezuela donde hallaría al fin la paz y el reencuentro feliz con su familia jimenata pero lejos de su tierra y de los suyos:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/08/23/32607/

ARAGONCILLO, FARMACÉUTICO EN JIMENA (15.08.2017): Higinio Aragoncillo Sevilla, estuvo durante un corto periodo de tiempo ejerciendo el oficio de boticario en Jimena (desde finales de 1950-1952) Su biografía, la de sus antecesores familiares, también farmacéuticos, y los vínculos parentales de este apellido con el municipio gaditano: https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/08/14/32536/

EL FARMACÉUTICO DE JIMENA, JOSÉ SÁNCHEZ DE MEDINA (07.08.2017)  La vida del boticario, dentro de una saga familiar de la misma profesión, que procedente del gaditano municipio de Ubrique ejerció en la localidad de Jimena durante un dilatado periodo de tiempo (1917-1969) desde su primera plaza hasta su jubilación:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/08/07/32465/

El DOCTOR MONTERO, LA VIDA ROTA DE UN HOMBRE BUENO (01.08.2017) Los avatares ampliados y exhaustivo por las que atravesó el médico Montero, que tras una dichosa biografía inicial sin embargo con el alzamiento militar de 1936 vio destrozada su profesión así como la propia vida y la de toda su numerosa familia.  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/08/01/32388/

EL MÉDICO LASTRES DE LA ESTACIÓN (23.07.2017) Una historia que va más allá de una mera biografía médica. Ilustre galleguista, descendiente de una saga de prestigiosos facultativos, aterrizó en Jimena con el silencio sobre su pasado republicano y con la modestia y la discreción que caracterizó su personalidad así como el ejercicio de la profesión:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/07/22/32226/

EL MÉDICO JUAN MARINA (2ª PARTE) (15.07.2017) Continuación referido a la esposa del médico y familia, su descendencia así como a la vida del hermanastro, Antonio Marina Gutiérrez:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/07/14/32147/

EL MÉDICO MARINA DE JIMENA (10.07.2017) La biografía del jefe de la saga de los Marinas, José Medina Soria, así como la del médico que ejerció en jimena, su hijo, Juan Marina Bocanegra:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/07/10/32092/

LA SANIDAD DE JIMENA (1950-1970) 2ª PARTE (03.07.2017) Segunda parte de la Conferencia pronunciada el 19.05.2017 en el Salón de Actos de la antigua iglesia de la Misericordia en las XXIV Jornadas De Historia y Arqueología:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/07/02/31989/

LA SANIDAD DE JIMENA (1950-1970) 1ª PARTE (26.06.2017) Parte inicial de la Conferencia pronunciada el 19.05.2017 en el Salón de Actos de la antigua iglesia de la Misericordia en las XXIV Jornadas De Historia y Arqueología:   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/06/25/31802/

C) HITOS MÁS SIGNIFICATIVOS DE JIMENA ANTERIOR AL SIGLO XX

IBN’ASHIR, EL JIMENATO MUSULMÁN UNIVERSAL (01.09.2017): La interesante trayectoria de un autodidacta jimenato de religión musulmana que en su exilio en Marruecos vivió en profundidad la espiritualidad del Islam y logró sin aspirarlo, desde su muerte acontecida en la ya lejana fecha de 1363 y de forma ininterrumpida hasta nuestros días, ser reconocido como personaje histórico de relevancia internacional:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2017/08/30/32690/

D) SOBRE EL POETA LEOPOLDO DE LUIS.

(y IIIº) LEOPOLDO DE LUIS Y JIMENA (10.01.2019):  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2019/01/10/36683/

(IIª) LEOPOLDO DE LUIS Y JIMENA (02.01.2019):  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/12/16/36397/

(Iª)EL POETA LEOPOLDO DE LUIS Y JIMENA (17.12.2018): https://ignaciotrillo.wordpress.com/2019/01/02/36590/

ANEXO IIº: TRILOGÍA SOBRE CASTELLAR DE LA FRONTERA.

DE JIMENA A CASTELLAR PARA VER MI PRIMERA NOVILLADA (06.11.2016): Cómo percibí el lugar en que se celebró y el transcurso de mi primera asistencia a una peculiar corrida taurina:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/11/06/29871/

LA CASTELLAR QUE CONOCÍ EN 1960 (06.12.2016): En qué situación de extremo subdesarrollo se encontraba este municipio y el cambio espectacular que se produjo en tan poco tiempo:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/12/06/29970/

CASTELLAR Y LA CASA DUCAL DE MEDINACELI (26.12.2016): Historia de Castellar y de la casa nobiliaria que la dominó durante un largo periodo con prácticas semifeudales y las distintos avatares divergentes que les vinieron sucediendo:  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2016/12/25/30239/ 

ANEXO IIIº: OTRAS ENTRADAS DE ESTE BLOG RELACIONADAS LA HISTORIA DE LOS LARIOS.

(Iª PARTE) LOS LARIOS Y LA CASITA DE CAMPO  (14.06.2018): https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/06/14/35154/

(IIª PARTE) LOS LARIOS Y LA CASITA DE CAMPO (27.06.2018): https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/06/27/ii-la-casita-de-campo-y-los-larios-la-rama-malaguena-27-06-2018/,

(IIIª) LOS LARIOS Y LA CASITA DE CAMPO. LA RAMA GIBRALTAREÑA (03.07.2018): https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/07/03/35292/

(IVª) LOS LARIOS Y LA CASITA DE CAMPO. LA BRITANIZACIÓN DEL CAMPO DE GIBRALTAR (Iª) (16.07.2018):   https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/07/16/35385/

(Vª) LOS LARIOS Y LA CASITA DE CAMPO. LA BRITANIZACIÓN DEL CAMPO DE GIBRALTAR (IIª)  Los Larios y el ferrocarril inglés, Algeciras-Jimena-Ronda-Bobadilla (Iº):  https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/07/23/35440/

(VIª) LOS LARIOS Y LA CASITA DE CAMPO. EL TREN INGLÉS (IIº PARTE) (08.08.2018): https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/08/08/35477/

(VIIª) LA DECADENCIA DE LOS LARIOS EN SU RAMA GIBRALTAREÑA (30.08.2018): https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/08/30/35582/

(VIIIª) LA POLÍTICA EN LOS LARIOS: PODER Y DECLIVE (25.09.2018): https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/09/25/35770/

(IXª) LOS LARIOS PARLAMENTARIOS (04.10.2018): https://ignaciotrillo.wordpress.com/2018/10/04/35854/

(Xª) LOS LARIOS Y LA LLEGADA DE LA IIª REPÚBLICA (14.03.2019): https://ignaciotrillo.wordpress.com/2019/03/14/37226/

Posted in: Solo Blog