ESPAÑA, ENTRE COLONIA DE LA `CDU´ Y “RENOVACIÓN” A LO PAJÍN (03.03.2012)

Posted on abril 2, 2012

0


ESPAÑA, COLONIA DE LA CDU DE MERKEL

El mismo Maniano Rajoy que el pasado viernes se cogió las de villadiego tras el Consejo de Ministros para no tener que explicar ante la ciudadanía española sus brutales recortes así como la amnistía para los defraudadores fiscales, rendía este lunes vasallaje ante el embajador de la virreina europea, la emperadora Ángeles Merkel.

Cuando he oído tras esa reunión al presidente del grupo parlamentario de la CDU alemana, partido de Ángeles Merkel, diciendo que la canciller germana está tan contenta con Rajoy que va a convocar una reunión de empresarios para que inviertan en España, me he echado las manos al bolsillo. Será capaz de venir a Madrid y convocar a empresarios pero para que se gasten sus fortunas en Alemania. No me olvido de “la guerra de los pepinos”. Lo justificaría, en todo caso, diciendo que sucedería un problema de traducción.

Asimismo, el pasado jueves, Luis de Guindos, titular de economía del lobby financiero en el Gobierno de Rajoy, el día anterior a que tuviera lugar el Consejo de Ministros, se encontraba allende nuestras fronteras dando explicaciones del contenido del presupuesto que iba a ser presentado el día siguiente para ser aprobado y cuando aún lo desconocían algunos ministros de lo más perjudicados en sus departamentos por los recortes.

 ¿Ahora vienen las prisas y no el mes pasado  para que no fuera conocido por los electores andaluces y asturianos antes de acudir a las urnas?

 ¿Quién se atreve a decir que España no ha sido ya intervenida, pero no por las instituciones de la UE sino por el merkezysmo?.

 ¡¡¡Qué patéticos estos patriotas del PP que tanto se les llena la boca con la palabra España, ahora tan serviles en la pérdida de soberanía!!!

¡¡¡VIVA HONDURAS!!! (Federico Trillo. Por cierto, nombrado el pasado viernes en Consejo de Ministros como embajador de España en Londres. Será para continuar la estela que un día estrenó el predemocrático Don Manuel Fraga Iribarne, el del bombín londinense)

 COMITÉ EJECUTIVO DEL PP, ERRE QUE ERRE CONTRA LOS QUE PEOR LO ESTÁN PASANDO

 “Rajoy anuncia un plan contra de lucha contra el fraude en la Seguridad Social y en el desempleo”.

 Tiene migas, que cuando aún no han trascurrido setenta y dos horas desde que el pasado viernes el Gobierno Rajoy acordara en Consejo de Ministros -en contra de lo que había manifestado en campaña electoral, incluso amenazando al entonces Gobierno socialista como lo llevara a cabo- aprobar una amnistía fiscal; hoy lunes, después de haberle dado carta blanca a los delincuentes de cuello blanco que han defraudado a Hacienda, que es tanto como haber robado a toda nuestra ciudadanía, diga que va a emprender una cruzada contra los trabajadores que cobran el desempleo o las pymes y autónomos que apenas les llegan ingresos para pagar las cotizaciones a la seguridad social.

Y que conste que no es porque estime que puede haber fraudes buenos y otros menos buenos. El fraude sobre el dinero público debe ser perseguido allí donde se produzca, sin distinción de colores o sectores sociales. Pero resulta paradójico que el golpe moral que para la conciencia fiscal de la ciudadanía representa esta amnistía para los defraudadores, la hagan coincidir con este otro anuncio hacia los que peor lo están pasando por la crisis.

En este sentido, el Gobierno Rajoy sigue apostando porque la economía entre en una recesión sin fondo que imposibilite el crecimiento, a costa de crear más paro, incluso llegando a recortar el dinero presupuestado para la formación de los desempleados de cara su reciclaje, a la vez que restringe el consumo limitando el poder adquisitivo de la mayoría de la ciudadanía, al menos para poder comprar lo que se produce, lo que le conlleva una mayor caída de los ingresos fiscales, y paradójicamente se le aleja el cumplimiento de la reducción del déficit público exigido por la UE de los mercaderes.

Insisto, este Gobierno, que ha sido elegido por las urnas hace tan solo algo más de cuatro meses y tomado posesión hace cien días, tiene la legitimidad democrática, pero está perdiendo la legitimidad de la verdad y de la ética por aquellas ganancias electorales que obtuvo en las urnas diciendo una cosa para a las pocas horas de tomar posesión aplicar justamente lo contrario a lo prometido.

Que sepa el PP que es ahí donde radica el desgaste en los apoyos que recibió el pasado 20N y ya le han abandonado, de lo cual ha sido ya advertido por las urnas andaluzas y asturianas, antes incluso de que tuviera lugar la exitosa huelga general.

La que le espera al PP…, porque caminar así es una auténtica afrenta a la ciudadanía, una indecencia y un fraude contra los que depositaron el 20N su papeleta de voto.

EL PP CAMPEANDO. LEIRE PAJÍN, “LA RENOVACIÓN”.

Al PP, en su empecinamiento de no querer cumplir el programa que Dios manda, el que que prometiera durante la campaña electoral, para pasar por el contrario a aplicar el que atenta contra el octavo mandamiento de las tablas divinas, que dice no mentirás, le está reportando un enorme desgaste. Basta contrastarlo con lo ya dicho: el resultado electoral habido en las urnas andaluzas y asturianas y la posterior huelga general con cierto seguimiento.

Otra cosa bien distinta es que toda esa soberbia y prepotencia desplegada por el PP contra lo divino y humano le puede llevar al infierno y de camino a transportarnos, sin desearlo, a los demás terricolas, también con destino al fuego eterno.

Y es que el PP no siente sobre sus cogotes la presión de una oposición política con la que realmente la ciudadanía cabreada e indignada se identifique como alternativa al actual estado calamitoso a que nos conduce este sinsentido neoliberal en materia de política económica, de ahí que la preocupación del PP no esté centrada en indagar caminos diferentes para la rectificación.

Lo ocurrido electoralmente en Andalucía y en Asturias no debe leerse en términos de que ha comenzado a cambiar el ciclo político. Este hecho ocurre cuando el cuerpo elector vislumbra una alternativa de cambio, y los votantes que tenían en sus manos esa posibilidad de hacerlo el pasado 25M han preferido quedarse en sus casas y engrosar el partido político mayoritario que actualmente existe y se llama abstención.

El fiasco que representó el Congreso Extraordinario de los socialistas celebrado el pasado febrero en Sevilla, basado en una artificial división entre personas -además recién desalojadas de un Gobierno cuya gestión había llevado a la mayor debacle electoral sufrida por el  PSOE- para la toma del poder orgánico, una vez perdida la mayoría de las instituciones, y no de debates abiertos a la sociedad con nuevo programa de regeneración y con caras renovadas para hacerlo creíble, ha pesado en esa decisión electoral abstencionista de los electores asturianos y andaluces, así como en que Rajoy no tema seguir hacia adelante.

La táctica del PP, cuando la oposición del PSOE actualmente le planta cara ante las mismas caras que estuvieron en el Gobierno del PSOE y ahora hacen oposición, es la que a diario percibimos: hacer oposición a la oposición.

 Tiran del BOE o de las hemerotecas para reprocharles lo que hicieron o lo que se les antoje, siempre sin salirse de ese mismo formato opositor.

Estamos en una sociedad que va a contrarreloj en su velocidad. No hay tiempo para profundizar con reflexiones, aún a costa de ser esclavos de las superficiales imágenes interesadas que a veces nos exponen en prensa y frecuencias o canales radiotelevisivos. Si a ello le unimos lo fuerte que significó para amplias capas de la sociedad española lo sucedido en la última etapa del anterior Gobierno como para que ya hayan desaparecido aquellas huellas, el cóctel está servido.

Por ello, entiende el PP que así van ganando tiempo, aunque la situación económica cada vez empeore más. Además, les va esa marcha de desgastar el concepto noble de la política y de los partidos políticos, y creen que no les perjudica electoralmente a medio plazo esa forma de hacer política, como oposición a la oposición a pesar de encontrarse desde hace más de cuatro meses con unas elecciones gandas. Con ello, se sigue ahondando el divorcio entre clase política y ciudadanía, pero añadido en la actual coyuntura de desesperanza con el aumento del desapego a las instituciones,  en unos momentos sociales muy graves donde el peligro de helenización de amplias capas sociales, desesperadas por la crisis y de no ver salidas, puede ser un elemento de no retorno y con los que el PP se mueve muy a gusto a base de ponernos y reiterarnos imágenes televisivas de contenedores ardiendo, lunas de escaparates rotos y policía crispada dando palos a todo cuanto se mueva en la calle.

En este contexto, me imagino que más de un especialista e incluso profanos en la política habrán contemplado estupefactos la “renovación” habida en el PSOE valenciano -tan urgente y necesaria es su regeneración como para que no se explique el por qué hasta la fecha no ha ganado la batalla electoral frente a la corrupción y al despilfarro más descarado acontecido en esa tierra por mor del PP de Camps, Carlos Fabra o la no menos impresentable Rita Barberá- volviendo a ver en imagen la resurrección de la “la renovadora”  Leire Pajín, elegida para comandar esa organización regional clave para que la izquierda vuelva a levantar cabeza algún día. Además, la candidatura valenciana vencedora ha tenido que meter a setenta dirigentes en la nueva ejecutiva constituída para poder ganar, hecho nada efectivo, más bien inoperante, para poder funcionar en condiciones.

Está claro que la derrota electoral del pasado 20N aún no le ha servido al PSOE para tomar nota de lo que no debe seguir haciendo. Aún le queda un largo camino hasta que se den cuenta de su necesidad de regenerar programas, formas y fondos.

Nunca mejor dicho, ante esta alucinante renovación “Pajín”:  ¡¡¡Cómo para que a más de un@ no se le hayan caído las pajas del sombrajo!!!

Así, 100 años más de PP.

Anuncios
Posted in: Solo Blog